jueves, 21 de enero de 2010


Breve descripción del horror

Dando testimonio de lo sucedido en Haití:

He conseguido encontrar un punto de internet en casa de un familiar.

Desde el martes, en torno a las 5 de la tarde, nos vemos sumidos en el horror. Nos pilló desprevenidos. El edificio del escolasticado se hundió en un abrir y cerrar de ojos. No hubo víctimas porque ningún estudiante se encontraba en la sala común. Los que estaban en casa se encontraban en la terraza. Cayeron directamente a tierra al hundirse el primer bloque del Escolasticado. Otros volvían de sus clases. Yo estaba en mi cuarto y logré cobijarme bajo una viga, que me salvó la vida. Luego conseguí abrir un hueco en la puerta, por el que pude salir. El Padre Asistente estaba en la calle. Era la hora punta en Puerto Príncipe. Y eso ha salvado a muchas personas. La escuela parroquial se hundió por completo con niños y profesores dentro, unas 300 personas. Todos muertos. La iglesia parroquial está casi destruida. Solamente quedan algunas paredes. El monasterio está muy dañado, pero se mantiene en pie. De momento seguimos bajo el impacto del golpe. Es terrible.

Gracias por la solidaridad. Rezad mucho por nosotros. El sufrimiento de nuestro pueblo es enorme.

P. Adonai
Superior Regional de los Redentoristas de Haití

Crux